Sabes si hace mucho calor para sacar a pasear a nuestro compañero?

Hoy os traemos un truco perfecto para el verano. Es fácil y sencillo.

Sólo tienes que poner la mano encima de la acera o el cimiento. Si no la puedes aguantar más de 5 segundos, hace demasiado calor. El suelo estaría demasiado caliente como para que tu perro lo pisara descalzo.